Catorce mil personas han visitado el Museo del Calzado de Elda desde su inauguración el pasado 4 de febrero


Desde que el pasado día 4 de febrero la Infanta Elena inaugurara las nuevas instalaciones del Museo del Calzado de Elda, catorce mil personas han pasado a ver las más de 3.000 piezas que en él se exponen distribuídas en cuatro salas, todo un éxito de público considerado un record por sus responsables.El interés despertado por este museo confirma lo adecuado de su traslado a las nuevas instalaciones de la Avenida de Chapí, con una capacidad mucho mayor. Los nuevos retos que se presentan ahora son el cuidado del entorno y conseguir mantener la constante publicidad que se viene realizando a través de todos los centros culturales nacionales y extranjeros, «aunque va a ser difícil superar el número de visitas que hasta ahora se han conseguido», apuntan sus responsables.Durante el primer mes en su nueva ubicación, la entrada al museo fue gratuita y se registró una afluencia de cerca de 10.500 personas, lo que supone un éxito sin precedentes. Posteriormente, en los meses de abril, mayo y parte de junio, la media fue de 500 visitas mensuales, entre las que destacan grupos de distintas comunidades autónomas y alumnos de centros escolares de la zona.De cara a la época veraniega se espera un descenso en el número de visitantes, cosa que los responsables del museo consideran beneficiosa para poder realizar labores de clasificación y ubicación del abundante material nuevo que están recibiendo, entre el que destaca una colección de 30 zapatos en miniatura propiedad del eldense Francisco Vera Bernabé, y una gran cantidad de libros que vienen a engrosar la biblioteca hitórico-práctica del museo.De cara a la época veraniega, las dependencias museísticas van a mantener el mismo horario de visitas que ha venido rigiendo hasta ahora: de lunes a viernes, de 10 a l3 y de l6 a 20 horas, y los sábados y domingos en horario de 10 a l3 horas con entrada gratuita.El director del museo, José María Amat Amer, manifestó que «aún falta mucho para alcanzar el techo que tenemos previsto», y se mostró muy confiado en que en los meses posteriores al período vacacional se confirme la buena acogida y el interés despertado por este museo.