×

Sunu añade un toque africano a la moda femenina de lujo


El senegalés Moustapha Ndiaye, dueño ya de Renaissance Creative Studios, ha lanzado este año Sunu, su primer colección femenina

04.11.2020.- Hoy traemos a nuestra sección de colecciones Sunu, la línea femenina lanzada este mismo año por Moustapha Ndiaye, un diseñador y fabricante de moda de origen senegalés que tiene su sede en Los Ángeles.

Desde que fundó su empresa –Renaissance Creative Studios– en 2016, se había dedicado solo a la moda masculina. Solo este año -acuciado por la pandemia de coronavirus y las oportunidades que abre- ha decidido volcar en experiencia en la moda femenina, con una línea de lujo realizada sobre todo con tejidos y fornituras procedentes de África Occidental. Renaissance significa renacimiento y esto es lo que estoy viviendo yo.

Además, Renaissance ofrece también servicios de aprovisionamiento y producción para muchas marcas pequeñas californianas que tienen dificultades para producir. Estos meses he decidido poner en marcha una unidad productiva donde puedo producir mi propia colección y, al mismo tiempo, trabajar para otros creadores como yo. Renaissance mantiene una organización muy simple, con solo tres o cuatro costureras y sus máquinas de coser.

Moustapha Ndiaye, Renaissance Creative Studios, colecciones de moda femenina, Nunu
Moustapha Ndiaye, con una de sus túnicas, un modelo elegido por Lenny Kranitz

Sunu, lujo femenino con tejidos africanos

Moustapha Ndiaye nació en Senegal pero emigró a Estados Unidos para estudiar finanzas. Pronto, sin embargo, comenzó a trabajar en lo que le gusta: la creación de moda. Usa tejidos, fornituras y motivos que ha conocido durante sus viajes por todo el mundo, pero sobre todo en África Occidental. Sus propias creaciones suelen ser modelos únicos, fruto de sus relaciones con la jet-set de California.

Aunque tradicionalmente se había dedicado solo a la moda masculina, en 2020 ha lanzado Sunu, una colección femenina que combina tradiciones occidentales y tribales. En ella destacan chaquetas denim realizadas con tejidos artesanales africanos, kimonos de colores brillantes, caftans y otras prendas inspiradas en el streewear.

Fabricar en África con tejidos de allí

Nadie sabe cómo acabará esto –medita en voz alta el creador-. Los grandes almacenes Barney’s tienen a muchos expertos dando vueltas a su empresa y no saben cómo resolver sus problemas. Por esto, yo me dije, ¿porqué no sacar algo nuevo de la cabeza? Incluso han solicitado la colaboración de Renaissance empresas de todo el mundo. El problema es que quieren fabricar en Estados Unidos pero pagando lo mismo que les costaría hacerlo en Paquistán, Bangladesh o China.

Una chaqueta de la colección Nunu, con piel y pelo de pony

La clave de Renaissance es que su producción es Made-in-America, aunque con materias primas procedentes del resto del mundo. Últimamente ha abierto una unidad productiva en África Occidental. Uno de mis sueños era fabricar allí con textiles de allí. Una de las excusas de las marcas para no haberlo hecho es la inestabilidad de esos países, pero durante la última década las cosas han mejorado mucho, por lo menos en África Occidental. La situación es mucho más estable. Permite fabricar allí y traer después la mercancía a países occidentales. Me gusta formar parte de este movimiento.

+ Info: https://cfda.com/resources/resource/c4755200-2462-4af5-afbd-62e7731009b2