PUBLICIDAD

KORNIT

Tendencias Kind+Jugend para otoño/invierno 2001-2002


Alegría campestre: colores cálidos de calabaza, bayas, pardos, pino, azul oscuro, fuerte rojizo, turquesa. Para los chicos, antracita y negro. Los tejidos tienen dibujos: cuadriculados, diagonales, rectos, estampados o de punto. Se les añaden muchos remaches, adornos brillantes en oro, plata y cobre, como en la moda adolescente. Abunda la pana, el tercipelo de algodón, el algodón cardado, las imitaciones suaves de cuero que se aplican en faldas, pantalones y chaquetas, así como la tela vaquera. No se buscan en absoluto ópticas de tejido técnico, aunque se use tecnología. Se hacen combinaciones: un jersey de punto con falda o pantalón de piel. Se requerirán diversos tipos de chaquetas para combinar, incluyendo la vaquera. Los complementos son alegres: leotardos chillones o con dibujos, mochilas de piel, botas y cinturones bordados. College y campusColonia también tiene su tendencia de colegio anglosajón, con blusones de corte raglan y chaquetas de chándal con letras y cifras aplicadas o logotipos de club, tanto para chicos como para chicas. Pantalones y faldas vaqueras con polos con cuello, jerséis y chalecos de punto. Tiene importancia el cuero artificial, la pana, el tweed, la franela, cuadros de argyle en el punto pero también trenzas voluminosas. WoodlandTonos cálidos de madera sobre lana, piel artificial, materiales aterciopelados y afelpados y género de punto. En los bordes de las prendas de piel decoramos con bordados folclóricos y artesanales, combinados con el corte vaquero. Look at meBrillo y neoelegancia, llamar la atención con alegría e ironía. Remaches de oro y plata, lentejuelas y perlas, géneros de punto de lurex, adornos de estrás en piezas pequeñas como los bolsillos del vaquero, el cuello angular, los complementos… El tejano con brillo metálico tiene posibilidades. El denim puede ser naranja, borgoña, violeta o el clásico azul. La confección femenina inspira a las niñas que viste de negro combinado con colores fuertes.

PUBLICIDAD