27 NOV 2022 Temas del día: El ex-CEO de Inditex deja el Grupo Premios Empresariales AITEX 2022 Filtrex ICAC Reunión Plenaria
×
TEXWORLD

PUBLICIDAD

KORNIT

Un fabricante privado, Isidro Aguado, presenta a la vez que Inescop un sistema revolucionario de fabricación de hormas por control numérico.


La carrera tecnológica para mejorar las técnicas que se siguen en la fabricación de cualquier elemento que interviene en el sector del calzado está en marcha y a ella se están aferrando no sólo los centros tecnológicos, que cuentan con subvenciones en los distintos departamentos nacionales e internacionales, sino también las empresas privadas que por propia iniciativa, y a través de proyectos privados de investigación, buscan encontrar las técnicas adecuadas para mejorar a todos los niveles cualquier sistema de fabricación.Este es el caso de la empresa eldense Hormas 2000, que bajo la tutela del grupo industrial Isidro Aguado, convocaron unas jornadas internacionales para presentar la novedad mundial de una completísima gama de maquinaria para la fabricación de hormas por control numérico y que incluye digitalizadores, programas y tornos. Las jornadas se desarrollan en el salón anexo al Museo del Calzado de Elda y están siendo seguidas con mucho interés por destacados hormeros, modelistas y fabricantes españoles y de distintos países tales como Italia, Portugal, Alemania y buena parte de Hispanoamérica.El proyecto ha sido estudiado y desarrollado en los últimos 15 meses con un presupuesto que ronda los 100 millones de pesetas y, según Isidro Aguado, servirá, entre otras cosas, para abaratar las producciones en beneficio de los propios fabricantes. El tiempo fijado para poder instalar debidamente en cualquier empresa hormera todo el proceso es de tres meses y su coste total está estimado en algo más de 16 millones de pesetas.Finalmente, ante el hecho de que Inescop presentara también un proyecto muy similar en las mismas fechas, Isidro Aguado no quiso entrar en valoraciones profundas: «si, al fin y a la postre, se consiguen los objetivo previstos, quien saldrá beneficiado será el propio sector, que es lo importante», aseguró. El director de Inescop, César Orgilés, indicó al respecto que «los resultados de Aguado y los nuestro presentan algunas diferencias ya que él los enfoca más al tema de fabricación y nosotros al diseño». Y también coincidió en que «cuanto más se investigue en tecnología, mejor para todos».