×

Entrevista a Eduardo Zamácola


Entre sus declaraciones, el Presidente de Acotex destaca que `la omnicanalidad no es una opción, sino una obligación´ y reconoce que `el margen de ganancia del comerciante textil puede ser insuficiente para que sea sostenible en el tiempo´, entre otras cosas.

Eduardozamacola

El pasado 23 de junio, la Asociación Empresarial del Comercio Textil y Complementos (Acotex) nombró como nuevo presidente a Eduardo Zamácola, Director General de Neck&Neck, que sustituye en el cargo a Borja Oria. Hablamos con él para conocer la actual situación del comercio textil en España.

Con casi dos años de crecimientos encadenados, podemos decir que usted llega a la presidencia de Acotex en un momento más cómodo, ¿cómo se ha encontrado el despacho de Borja Oria y qué objetivos se plantea para su mandato?

Empiezo a presidir una organización saneada financieramente, que ha crecido en número de socios incluso en estos años tan difíciles para el comercio. Mantendré una línea de trabajo en consonancia con la de los últimos años en la que ya he participado como vicepresidente de la Asociación. Mi mandato será una etapa, previsiblemente, de mejora, en la que terminaremos proyectos ya en marcha e implantaremos iniciativas adaptadas a las necesidades de nuestros asociados en cada momento.

Las últimas estadísticas aportadas por la Asociación apuntan unas previsiones muy alegres: hasta un 5,5% más de ventas en el sector textil, ¿crecerá también el sector en ganancias o los nuevos márgenes no permiten optimismo en este sentido?

Confiamos en cerrar el año con un incremento de las ventas en torno al 4,5% – 5,5% si bien los márgenes siguen siendo ajustados debido a que se siguen realizando grandes descuentos y promociones. En estos años de crisis, se ha acostumbrado al cliente a comprar «siempre» con algún tipo de descuento y/o promoción y por tanto va a costar tiempo poder vender sin descuentos en temporada y así recuperar los márgenes.

El caso es que muchas de las marcas de moda con las que hablamos nos comentan que no entienden los datos positivos que cada mes facilita Acotex, porque sus tiendas propias venden cada vez menos y los minoristas compran cada vez menos cantidad, ¿qué puede ser la causa de esta incongruencia?

Los datos que facilitamos desde Acotex son una muestra del comercio textil en general, donde hay grandes y medianas cadenas y comercio especializado englobando tanto moda hombre, mujer, niños, complementos y tejidos. Sí pensamos que hay un cambio de tendencia en el consumo pero también es cierto, y sobre todo en el comercio especializado o pequeño comercio, que todavía lo está pasando mal y que no recupera las ventas.

¿Cómo pueden competir los medianos y pequeños minoristas con los precios de las grandes cadenas de la distribución de la moda española?

Competir en precio con las grandes cadenas es muy difícil, el comercio especializado se debe diferenciar en otros aspectos, como es la experiencia de comprar, un trato más cercano y profesional, en diseño, calidad, etc.

¿Cómo cree que se ha desarrollado la campaña de Navidad? ¿Las elecciones del 20-D ayudaron o perjudicaron?

Somos optimistas de cara a la campaña de Navidad. Es muy importante para el sector poder cerrar el año en positivo y tener buenas perspectivas para 2016.

Respecto al día de las elecciones, sí puede haber afectado negativamente, ya que se celebraba el fin de semana inmediatamente anterior a Nochebuena, uno de los fines de semana con mayores ventas del año. Esto puede haber dado problemas de personal -que les haya tocado estar en los colegios electorales- y, queramos o no, en el momento político en el que nos encontramos, puede haber afectado más, porque la gente puede haber estado más pendiente de las elecciones que de realizar sus compras de Navidad.

¿Con tanto descuento suelto y promoción exagerada, las rebajas no son lo que eran?

Evidentemente, con la liberalización del período de rebajas, el efecto de las rebajas se diluye a lo largo del año.

¿En cuánto está actualmente el margen de ganancia del comerciante textil?

No hay una cifra estándar a este respecto, ya que engloba tanto al lujo como al low cost, y a clientes tan dispares como la mujer o el niño. Actualmente, debido a la mayor presión fiscal que tienen que aguantar los comercios, unido al menor margen bruto resultante de unas promociones continuadas, podemos afirmar que el margen de ganancia del comerciante textil puede ser insuficiente para que sea sostenible en el tiempo. Por ello pedimos rebajas de los tipos impositivos y confiamos en la recuperación de la economía.

Hablemos ahora de futuro. ¿Le preocupa los cambios en los hábitos de compra de los consumidores?

No, el comercio cambia, evoluciona al igual que los hábitos de los consumidores y por tanto no queda otra que amoldarse a los nuevos hábitos de consumo, nuevos canales de venta, nuevos canales de comunicación con los clientes, etc. Preocupación no, necesidad de cambio, sí.

A nuestro parecer hay tres palabras mágicas en el futuro del canal retail: omnicanal, RFID y mcommerce. ¿Qué nos puede contar de cada una?

La omnicalidad es la palabra que abre el nuevo capítulo que afronta el sector textil en España. Se trata de una nueva manera, en un tiempo nuevo, de relacionarse con un nuevo cliente al que la crisis también ha cambiado su manera de comprar; se acerca a las tiendas, pero cada vez más materializa su compra en casa, localizando vía online lo que busca, ahorrando tiempo en desplazamientos y accediendo fácilmente a un producto de cualquier parte del mundo. Algo hasta ahora impensable.

Hoy en día, la omnicalidad no es una opción sino una obligación que, además de incrementar las ventas y fomentar la imagen de marca, nos aporta valiosísima información sobre el cliente -conocer sus necesidades y saber cuándo cubrirlas-, traspasando los límites físicos que nos marca un barrio, una ciudad o un país.

Respecto al RFID, es una tecnología que lleva viva muchos años, pero que no ha terminado de implantarse. Todos esperamos que sigan reduciéndose los costes de inversión que requiere el RFID para poder sacar provecho de la valiosa información que proporciona, sin olvidarnos del cambio de mentalidad que debe de tener la compañía para que la estructura del RFID sea efectiva.

Respecto al mcommerce, todos sabemos que cada vez se usan más los terminales móviles, ya no solo para consultar y/o buscar información sino también para materializar las compras, por tanto no debemos de obviar ninguno de los nuevos canales que están apareciendo con el auge de las nuevas tecnologías.

Los pequeños minoristas saben que vender online es una asignatura obligatoria y que implantar tecnologías para mejorar la experiencia del consumidor y reducir stock es el futuro. Pero la mayoría no se atreve a dar el salto porque, o no tienen dinero o creen que este traje le viene grande, ¿qué opinión le merece esto?

Cada comercio se debe adaptar a sus necesidades, no todos los comercios van a conseguir vender en Internet, pero sí deben utilizar este canal junto con las redes sociales para tener un escaparate donde mostrar sus productos y, porqué no, redirigir este tráfico al punto de venta físico. Cada uno debe buscar la mejor forma de aprovechar estos nuevos canales.

¿Cómo ayuda Acotex a todos estos pequeños negocios que quieren y no pueden?

Acotex ayuda al comercio con asesoramiento, jornada formativas e informativas como la pasada celebrada en el mes de octubre «Retos en la Gestión de la Moda» donde se trataron temas como los nuevos hábitos de compra, experiencia de cliente, ecommerce, etc.

Por último, ¿cómo espera que se desarrolle el negocio el próximo año 2016?

Vamos a ver cómo finaliza el 2015, cómo queda el nuevo panorama político con las elecciones del 20 de diciembre, que siempre es un aspecto a tener en cuenta -si hay cambio político o no-, y ya habrá tiempo de hablar del 2016.

Esta entrevista fue realizada el pasado 30 de noviembre de 2015, dos semanas antes de las Elecciones Generales de España.

* Para más información: www.acotex.org