PUBLICIDAD

KORNIT

La Fundación Ellen MacArthur presenta un libro sobre la circularidad


La Fundación sigue promoviendo la circularidad de la moda, con la publicación de este libro que aporta el ejemplo de 6 diseñadores

21.01.2022.- La circularidad de la moda –promovida por la Fundación Ellen MacArthur– ha sido aceptada por muchos creadores y fabricantes independientes y por 64 de los mayores grupos mundiales de nuestro sector, entre los que están Adidas e Inditex. Muchas veces, sin embargo, su avance en esta dirección es más lento de lo deseable o afecta solo a una parte de sus colecciones.

Ellen MacArthur fundó en 2010 la Fundación que lleva su nombre y que promueve la circularidad, un modelo opuesto a la economía lineal, basada en producir, vender, usar y desechar. Recientemente ha creado para el sector del denim el programa Jeans Redesign. Incluye una serie de recomendaciones para que las prendas sean reciclables. Cientos de marcas están siguiendo estas recomendaciones. En junio de 2021 se presentó a la venta la primera colección de jeans que las utilizaba.

Muchos creadores y empresas han comenzado as tomar iniciativas en la dirección correcta, hacia la circularidad,, teniendo en cuenta todo el ciclo de vida de sus productos. Elodie Rousselot, responsable de diseño de la Fundación, ha comentado: creo que estamos viviendo un momento clave en nuestro sector porque muchos profesionales están pensando qué pueden hacer para cambiar sus modelos de negocio.

Fundación Ellen MacArthur, Circular Design for Fashion, circularidad
Circular Design for Fashion, editado por la Fundación Ellen MacArthur

Circular Design for Fashion

El 2 de diciembre de 2021 lanzó, con apoyo de BoF (The Business of Fashion) el libro Circular Design for Fashion, un nuevo instrumento para promover la circularidad de la moda. Inspira a los diseñadores para que creen una moda que se enfrente al cambio climático y a la pérdida de la biodiversidad. Y les anima a crear con tres conceptos en la cabeza:

  • Reducción de los desechos y de la polución
  • Reciclar los productos y los materiales con los que están fabricaos
  • Renovar la naturaleza

Entre ellos, Rousselot destaca los seis que presentamos a continuación y que son verdaderos líderes del movimiento en favor de la circularidad en el textil/moda.

Orange Culture by Adebayo Oke-Lawal

Fundación Ellen MacArthur, Circular Design for Fashion, circularidad, Orange Culture
Un modelo de Orange Culture

El nigeriano Adebayo Oke-Lawal crea ropa de género neutro con una cadena de suministro autóctona que incluye desde los materiales hasta la tintura y la estampación. El diseñador trata de garantizar que el dinero que generan sus ventas se quede en la comunidad a través de su marca Orange Culture, con sede en Lagos. Además, forma a sus proveedores y a su personal sobre procesos de fabricación sostenibles para que puedan aplicar lo aprendido a otras iniciativas.

También ha empezado a animar a los compradores a devolver la ropa no deseada para que se convierta en nuevas prendas y se vuelva a vender. Es algo más que un servicio de reparación. Es casi como si la ropa tuviera una nueva narrativa que contar. Según Rousselot, Orange Culture utiliza los retales de su proceso de fabricación para crear nuevos productos o elementos como el forro.

Raeburn by Christopher Raeburn

Fundación Ellen MacArthur, Circular Design for Fashion, circularidad, Raeburn
Modelo de la marca Raeburn

Mientras cursaba estudios de diseño de moda en Londres a principios de los 2000, Christopher Raeburn empezó a trabajar con telas y prendas sobrantes. Compraba abrigos militares sin usar de los años ‘50 por una libra esterlina y los transformaba en nuevos conjuntos. Desde entonces, ha impulsado la expansión del uso de materiales reutilizados en la producción en masa con su propia marca Raeburn, ganadora del Premio de la Moda Británica. Como director creativo del calzado de Timberland, además, además, ha conseguido cambiar el cuero original por cuero cultivado de forma regenerativa.

Fue uno de los primeros en llevar esta práctica a escala comercial, de una forma atractiva y diferente a lo que se espera de una marca ecológica.

Icicle, de Ye Shouzeng y Tao Xiaoma

Fundación Ellen MacArthur, Circular Design for Fashion, circularidad, Icicle
Artículos textiles de la marca china Icicle

Icicle es una empresa china fundada en 1997 por el matrimonio Ye Shouzeng y Tao Xiaoma. Utiliza cinco materiales principales (cachemira, lino, lana, seda y algodón) que obtiene de forma sostenible y tratan solo ligeramente para centrar la atención en la belleza inherente de las fibras. Para mantener la transparencia y proteger el bienestar de sus trabajadores, realiza todo el diseño y la fabricación en sus propias instalaciones.

Respecto a esta pareja, Rousselot asegura: aportan una perspectiva diferente al diseño circular. Se basa en la filosofía tradicional china y va en contra de la idea occidental de que nacemos, morimos y ya está.

Marine Serre

Fundación Ellen MacArthur, Circular Design for Fashion, circularidad, Marine Serre
Propuesta vanguardista y circular deMarine Serre

Además de su característico motivo de luna creciente, la diseñadora francesa Marine Serre es conocida por utilizar en la mitad de sus diseños materiales reutilizados, como ropa de hogar, alfombras y toallas. Su trabajo, que recibió en 2017 el Premio LVMH, es distribuido en tiendas como Selfridges y Browns. Demuestra que los materiales de desecho, a pesar de su desagradable reputación, pueden tener un lugar en el sector de la moda premium.

La forma en que diseña sus textiles es extremadamente vanguardista porque lo que se suele enseñar a los estudiantes en las escuelas de moda es a definir una paleta de colores que guíe su colección y luego encontrar los tejidos que se adapten a ella.

Fibershed

Fundación Ellen MacArthur,. Circular Design for Fashion, circularidad, Fibershed
Textiles de Fibershed conseguidos mediante agricultura regeneratriva

Fibershed es una organización sin ánimo de lucro que ayuda a las empresas a acceder a las cadenas de suministro textil locales empleando técnicas de agricultura regenerativa que retienen el carbono en el suelo en lugar de liberarlo. La diseñadora Phoebe English elaboró recientemente una línea de ropa para la conferencia COP26 en colaboración con su filial en el sureste de Inglaterra. Todos los tejidos se cultivaron, tiñeron, hilaron y procesaron a una distancia máxima de 250 kilómetros de su estudio de Londres.

Rousselot cita: este enfoque significa que no se cultivan hectáreas de algodón, sino diferentes tipos de cultivos que prosperan naturalmente en la zona, como la ortiga o el cáñamo.

NKWO by Nkwo Onwuka

Fundación Ellen MacArthur, Circular Design for Fashion, circularidad, Nkwo Onwuka
Propuestas de inspiración africana, de Nkwo Onwuka

Nkwo Onwuka, diseñadora británico-nigeriana, creó Dakala, un nuevo textil africano que parece hecho a mano, pero que se fabrica con retales desechados de tela vaquera. Actualmente instruye a las mujeres indígenas de Abuja para que utilicen sus habilidades artesanales textiles tradicionales para fabricar nuevas prendas a partir de los restos textiles que llegan a Nigeria desde los países occidentales. De esta forma, convierte los residuos en prosperidad.

También ha empezado a promover el abastecimiento de algodón a nivel local. En Nigeria no se cultiva mucho algodón, pero a diferencia de Kirguistán, donde desertifica la tierra, en Nigeria se puede cultivar en régimen de secano, por lo que no requiere riego adicional.

+ Info: https://circulardesignfashion.emf.org/

PUBLICIDAD

GUIA DE FORMACION