×

Un informe de Qima confirma el descenso del aprovisionamiento en China


Según Qima, las empresas occidentales compran más en Vietnam y Bangladesh y hacen planes para el near-shoring en América Latina y Turquía

02.10.2020.- Qima (antes, denominada Asia Inspection) ha publicado el informe Evolution of Sourcing in 2020. Además de documentar el menor recurso a China, especialmente en textil, moda y calzado, destaca que Bangladesh es actualmente uno de las fuentes de aprovisionamiento más importantes para las marcas y detallistas extranjeros. Esto se debe sobre todo a la evolución de los precios en ese país durante la pandemia del Covid en comparación con la de otros países proveedores.

QIMA,AsiaInspection, industria textil/moda, tendencias industria textil, seguridad laboral, ética laboral,

Estos resultados se basan en la información proporcionada por más de 200 empresas de diversos sectores en todo el mundo, y en los resultados de estudios previos realizados también por Qima.

El estudio analiza la evolución del aprovisionamiento como respuesta a la actual pandemia, a la disputa comercial y política entre China y Estados Unidos y a otras amenazas a las cadenas de suministro. Enfatiza que China continúa dominando el aprovisionamiento a nivel global, aunque su liderazgo es menos radical que en los años anteriores. Esto se nota especialmente en el sector textil/moda, donde hace ya tiempo que los compradores intentan diversificar su aprovisionamiento.

Más en concreto, ofrece información detalladas sobre:

  • Tendencias en el aprovisionamiento por regiones y sectores industriales
  • Cambio de la posición de China en la cadena de suministro
  • Evolución de las preferencias de aprovisionamiento en comparación con 2019
Qima, Asia Inspection, aprovisionamiento mundial 2020
Según el informe de Qima, China reduce su papel pero sigue liderando el aprovisionamiento a larga distancia

Resumen ejecutivo del informe

El contenido del informe -que es gratuito y se puede solicitar a Qima previo registro- apunta sobre todo las siguientes tendencias:

  1. China sigue reduciendo su papel en el mapa global del aprovisionamiento, pero no queda en absoluto fuera del mapa. Su menor papel es especialmente relevante en el sector textil, moda y calzado, donde los clientes occidentales están potenciando la diversificación de sus compras.
  2. De todas formas, el 75% de las empresas que respondieron la encuesta indican que China sigue estando en su trío preferido. El 55% indicó que las compras en China han significado durante este año más de la mitad de sus compras exteriores.
  3. Vietnam mantiene su carrera al alza como alternativa más directa a China. De hecho, parece el país más beneficiado por el menor volumen de compras a su veino del Norte. El 40% de los encuestados de Estados Unidos y Europa lo citan como uno de sus lugares preferidos para sus compras.
  4. Las marcas occidentales que reducen sus compras en China no se marchan muy lejos de ella. Después de Vietnam, India y Bangladesh son sus principales alternativas a China. En Asia existen también otros países con un papel en alza, como Taiwán, que es especialmente popular entre las empresas estadounidenses.
Qima, Asia Inspection, aprovisionamiento mundial 2020
Qima ayuda a las empresas occidental que se aprovisionan en Asia

Alternativas al suministro en China

  1. Las marcas estadounidenses y europeas están explorando zonas de suministro más cercanas a su propio país. En todo caso, recurren bastante más al near-shoring que al re-shoring, que todavía parece una alternativa irreal.
  2. Las empresas estadounidades hacen near-shoring en América Central y del Sur, que han doblado su papel respecto al año 2019. Las europeas compran bastante más en Turquía, país que figura entre las tres opciones preferidas para el 30% de los encuestados europeos.
  3. En todo caso, la actual prioridad para los empresarios occidentales es la diversificación de sus compras, pero existen algunos matices importantes. El 95% de las marcas estadounidenses la buscan sobre todo debido a las tenciones geopolíticas entre Washington y Beijing. Las europeas parecen menos dispuestas a reducir sus compras en China. Solo la mitad de estas últimads tienen planes para encontrar proveedores en otros países.
  4. Las empresas occidentales del sector textil, moda y calzado son quizá las más inclinadas a buscar alternativas a sus proveedores chinos. Es lo contrario de lo que sucede en otros dos sectores industriales como artículos promocionales e impresión/packaging, donde los clientes occidentales han comprado en China en 2020 el 91 y el 89% de su aprovisionamiento. Ambas cifras son superiores a las registradas en 2019.

+ Info: https://www.qima.com/whitepaper/h2-2020-survey